Blog

9 Abr 2014

Medidas de mejora para la certificación energética de un edificio residencial

Curso de certificación energética

¿Quieres aprender como hacer certificados energético desde cero? Visita nuestro curso gratuito de certificación energética.
Ir al curso

 

 

INSTALACIONES TÉRMICAS

Antes de nada, se debe investigar bien el tipo de maquinaria existente, ya que los valores por defecto para los distintos tipos de maquinaría en el programa están muy penalizados. P. ej. Una máquina frigorífica de menos de 5 años puede tener un rendimiento de entre el 200% y el 300%, mientras que el programa establece un rendimiento del 150%.

Las más habituales son:

  1.  Sustitución de un equipo generador de frío por un sistema con bomba de calor y de alta eficiencia, entorno al 400%. Se consigue reducir las emisiones de CO2 por refrigeración
  2. Sustitución de los equipos generadores de calor para ACS y/o climatización:
    1. Sustitución de las calderas estándar por calderas de combustión de alta eficiencia. Teniendo en cuenta que la electricidad está muy penalizada, por lo que es recomendable el uso de gas natural frente a la electricidad.
    2. Sustitución de calderas de combustión por otra de alta eficiencia manteniendo el combustible
    3. Sustitución de la caldera de combustión o estándar por una de baja temperatura. Aprovechan las nuevas tecnologías para conseguir rendimientos del 95% y ahorros del 30%. La desventaja es su alto precio
    4. Sustitución por una caldera de biomasa. La “famosa caldera” que hará que tu vivienda, aun teniendo una letra E o G, alcance valores de B o A. La realidad es que su instalación en una vivienda existente es muy complicada. Se ha de disponer de un cuarto para para guardar el combustible y la maquinaria, además de encontrar un proveedor “cerca” de tu edificio y lograr un precio rentable. Por no hablar de la inversión inicial. En general podemos deducir que va a ser la práctica menos viable

INCLUSIÓN DE ENERGÍAS RENOVABLES

Adaptadas al mercado más común tenemos:
  1. Placas solares térmicas para ACS, calefacción e incluso refrigeración (esto último aún no es común)
  2. Paneles fotovoltaicos para generar electricidad. Aunque el programa no lo tenga en cuenta, actualmente está muy penalizada por la nueva ley de reforma de la actividad energética en la que se debe pagar por la electricidad vertida a la red, y porque la red general te abastezca en caso de no poder hacerlo tus paneles

También nos encontramos de manera menos habitual con:

  1. Los sistemas eólicos. Orientados a viviendas aisladas o lugares de mucho viento
  2. Los sistemas geotérmicos.

Debemos tener en cuenta que en mayor o menor medida, la inclusión de energías renovables suponen una fuerte inversión inicial, por lo que debemos hacer cuentas de rentabilidad de cara a que el propietario del inmueble comprenda esa inversión.

ENVOLVENTE TÉRMICA

Para las fachadas son interesantes las siguientes medidas:
  1. Aumento térmico del aislamiento al interior. Por un lado podemos aumentar el aislamiento por la tabiquería interior (no es muy recomendable para viviendas con poca superficie útil, obviamente). Y por otro lado podemos rellenar la cámara de aire, pero sería necesario un estudio termográfico
  2. Aumento del aislamiento al exterior. P.ej. inclusión de una fachada ventilada. Únicamente viable para viviendas unifamiliares o rehabilitaciones energéticas de bloques, siempre y cuando no tengan una fachada protegida. Con esta medida tenemos la posibilidad de eliminar los puentes térmicos

En cubierta podemos aumentar el aislamiento cuando por ejemplo estemos cambiando la permeabilización. También podemos crear azoteas ventiladas o ajardinas sobre nuestra azotea existente. Estos métodos solo tienen relevancia para edificios de 1 o 2 plantas.

Cuando actuemos sobre los suelos es interesante el aumento del aislamiento cuando se encuentran en contacto con el aire o espacios no habitables.
Otra medida podría ser el aumento del aislamiento térmico de los pilares integrados en fachadas (el hormigón es un gran transmisor del calor) o en las cajas de persianas.

HUECOS

  1. Sustitución del vidrio (siempre y cuando la carpintería lo permita). Si aumentamos el espesor del vidrio conseguiremos una mejor demanda de calefacción, mientras que si aumentamos la protección solar mejoraremos la demanda de refrigeración
  2. Sustitución de la carpintería. Se pretende con esto mejorar la estanqueidad del hueco, y se consigue con una buena construcción. Mejoramos la demanda por calefacción
  3. Definir nuevos marcos. Madera (sin rotura de puente térmico), metálicos (los de mayor absortividad), PVC (no recomendable a exterior)
  4. Definir doble ventana. Puede tener mejor rendimiento y ser más económico que la sustitución de la carpintería. Se consigue una mejora de la demanda de calefacción, además de aumentar el aislamiento al ruido
  5. Definir dispositivos de protección solar. P.ej. La colocación de un toldo. Mejoramos la demanda por refrigeración, aunque no es posible su inclusión si la fachada esta protegida

PUENTES TÉRMICOS

Los puentes térmicos los podemos mejor haciendo un estudio real en vez de dejar los valores por defecto o con las medidas que hemos tomado anteriormente.

Con todas estas mejoras debemos realizar un estudio de viabilidad para aumentar la eficiencia energética, la calificación y el ahorro económico, de manera que sea real y rentable.

Licencia Creative Commons